Cargando...

Volver a las pistas de pádel tras una lesión

06/04/2018

Si acabas de recuperarte de una lesión de pádel y quieres retomar tu rutina de entrenamiento y jugar partidos, estos consejos te interesan. Después de estar un tiempo apartado de las pistas de pádel por una lesión no se puede retomar la actividad como si nada, todo lleva su proceso, tenlo en cuenta.

Una vez que el médico o el fisioterapeuta consideren que ya estás recuperado de tu lesión, es momento de comenzar a plantearte tu vuelta a las pistas de pádel. Lo ideal es que cuentes con el asesoramiento de profesionales de la salud, ya que de esta manera podrás conocer cuáles son los mejores ejercicios que puedes realizar.

Seguramente durante la recuperación de tu lesión de pádel, el fisio o el médico te han marcado una rutina, lo ideal es que la sigas al pie de la letra. Cuando tus entrenamientos ya estén más avanzados, una buena alternativa es contar con el apoyo de un preparador físico, así no te asaltarán tantas dudas.

Por supuesto es imprescindible antes de comenzar a realizar actividad física, tener en cuenta el tiempo que llevamos sin realizar ejercicio, la gravedad de la lesión…etc. y es que no se pueden aplicar las mismas técnicas en todos los casos, de ahí la importancia de contar con un profesional de la salud.

Lo ideal es comenzar a realizar actividad física de una forma progresiva, y por supuesto nada de empezar disputando partidos de pádel, ya que durante los mismos se tienen que realizar grandes esfuerzos, y después de tanto tiempo sin jugar no es la mejor forma de comenzar, esto podría derivar en alguna recaída.

jugar pádel tras lesión.jpg

Para obtener buenos resultados lo mejor es que centres tu atención en los entrenamientos, ya que son la mejor forma de prepararse tanto física como emocionalmente. Puedes comenzar corriendo, realizando ejercicios de fuerza, jugando contra la pared…etc. Lo importante es que seas constante y que vayas aumentando el ritmo poco a poco.

Cuando tu forma física ya sea adecuada es el momento de comenzar a jugar sobre la pista de pádel, no sin antes realizar el calentamiento. Al principio lo ideal es que te enfrentes a jugadores de niveles inferiores al tuyo, esto te permitirá sentirte más cómodo sobre la pista de pádel y no realizar esfuerzos extremos.

Tras estos primeros partidos de pádel es importante que dediques un tiempo a realizar estiramientos. Esta rutina es fundamental siempre, pero tras un tiempo lesionado mucho más. Lo ideal es que las rutinas de calentamiento y estiramientos duren más que la actividad principal, es decir que el partido.

Si sigues estos consejos y los que te marque el especialista al pie de la letra, en poco tiempo podrás empezar a disfrutar como antes del deporte del pádel. Cuando llegue el momento no olvides acudir a Reservarpadel.com para reservar tu instalación de pádel, recuerda que es la forma más cómoda y rápida de tenerla a tu disposición siempre ¡gestiona tu reserva online!